10 de Diciembre

9 de Diciembre
9 diciembre 2009
11 de Diciembre
11 diciembre 2009

Las mujeres abusadas por sus maridos y que oran por ellos para que encuentren una nueva vida en Jesucristo. “Realmente Dios escucha sus oraciones. Tengo 30 años y acostumbraba dormir en cualquier lado, bebía demasiado y fumaba. Por las noches al llegar a mi casa, le pegaba a mi esposa e hijos. Mientras tanto mi esposa oraba por mí. No sé qué pasó pero el hecho es que comencé a ver una transformación en mí hace cuatro meses. Mis antiguos amigos llegaron a ser mis enemigos. A Dios sea la gloria pues hoy soy una persona transformada (Angola).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.