La soledad

Recurso eterno
9 junio 2010
Los cuidados de Dios para los solitarios
9 junio 2010

El dolor de la soledad lo experimentan muchas personas especialmente cuando se carece de relaciones significativas y estrechas con otros. Es un estado o situación que produce un vacío, dolor y una angustia desesperante en algunos casos.

Cuando se trata de cultivar amistades y no lograrlo la persona puede anidar en su mente un sentido de rechazo y una baja autoestima. Algunas personas se autoexcluyen de los círculos de amigos, son personas muy tímidas, o tienen una autoestima muy pobre de si mismas o demandas muy exigentes y se van quedando solas.

Como podemos apreciar, las razones de estar muy sola en la vida pueden ser variadas. En algún otro programa hemos hablado de nuestra amiga Stevie, que sufre de una discapacidad, se trata de un tipo de parálisis cerebral. Ella puede pensar perfectamente bien y rápido pero luego cuando quiere decir las cosas que piensa no siempre lo hace con claridad y además se mueve lentamente. Tiene una familia amorosa y buenos amigos y tiene una vida de compañerismo con Dios que como suele decir… le cuenta todas sus cosas. Aún así muchas veces se siente sola.

Stevie nos ha dicho que su discapacidad es lo que hace la diferencia con la mayoría de sus amigos o personas que conoce. Como está obligada a moverse lentamente, también se cansa más y debe permanecer más tiempo en su casa excepto cuando va al colegio o a la iglesia o a alguna reunión con otras personas. Nos ha dicho que hay muchas personas a quienes ella extraña porque no les ha visto más. Algunos que llegaron a ser especiales para ella pero que ha perdido contacto con ellos.

Otra razón es que es soltera y le gustaría casarse, pero duda si alguna vez podría encontrar a alguien que la comprendiera y la quisiera de la manera que es ella.

Aunque es una buena escritora, dice que a veces lucha por encontrar las palabras correctas para decir lo que está pensando o sintiendo.

Todo esto es muy difícil para Stevie. ¿Te preguntarás cómo enfrenta estas situaciones para seguir adelante con su vida?

Te diré que hace cosas que puede disfrutar por sí misma. Pasa tiempo en el fondo de su casa disfrutando del jardín y de las plantas. Su papá es un buen jardinero y trata de mantener bien el lugar y ella lo disfruta- pero está sola.

Le gusta escuchar música… pero nos ha dicho que a veces debe cuidar qué escucha. Por ejemplo esas canciones que hablan mucho del amor romántico y de estar enamorada  porque le hacen sentirse más sola aún.

Una cosa a favor que tiene Stevie es una familia amorosa y muchos buenos amigos. Reconoce que su soledad es una lucha constante pero ella está aprendiendo a manejar el dolor.  Nos ha dicho… es doloroso, pero Dios me promete en Su Palabra la Biblia que nunca será más de lo que yo pueda soportar. El me da las fuerzas que necesito para sobrellevar mi dolor. Nos ha contado que disfruta del compañerismo con Dios y que le cuenta todas sus cosas a Él, incluso su dolor.

¿Qué puede hacer una persona que se siente muy sola para estar junto a otros?

Podemos ayudarte a pensar en algunas maneras para lograr conocer gente y compartir con otros. Incluso podrías encontrar actividades donde no necesitas pagar nada.

Por ejemplo algún club social donde enseñan pintura, manualidades, idiomas, tejido, jardinería… en fin deberías averiguar en tu barrio o ciudad qué posibilidades hay.

Puede ser que en alguna iglesia tengan actividades para damas donde dan charlas de interés y toman el té juntas, o clubes de niños donde podrías ofrecerte para ayudar y así tener contacto con personas y sentirte útil al mismo tiempo.

Aún puedes pedirle a Dios que te ayude a encontrar algunos amigos en quien puedas confiar… aunque sea uno. Dios nos creó con una fuerte necesidad de relacionarnos con otras personas. Todos tenemos esa necesidad así que si hablas con alguien quizás esté feliz de tenerte en su círculo de amistades.

Si sabes de alguien que se siente sola, serías la persona indicada para hablarle porque podrías comprender su dolor mejor que nadie más. En todo caso debes ser muy cuidadosa para no involucrarte con amistades que podrían complicarte y poner tu vida en peligro. Si no estás segura que será una buena idea pide consejo a alguien de tu confianza. Pero no es mala idea de ayudarnos unos a otros para luchar contra la soledad. Siempre busca la dirección de Dios para no cometer errores y hacer buenas elecciones.

1 Comment

  1. Ana ermelinda dice:

    Es una gran lucha que cada dia desde que se casaron mis hijas y se fueron a vivir lejos de mi ..la que la llevo en mi esperando esas fuerzas solo en Dios para encontrar esa amiga para compartir y asi alejar la soledad de mis sentimientos -porque yo se que no estoy sola pero me es dificil ir a dormir sin hablar con alguien fisico porque con mi Señor se que me escuchay le digo lo que me pasa y sin El no podria seguir solo mi Señor me da las fuerzas y el gozo para que cada dia pueda cumplir con todas mis obligaciones
    Dios bendiga a esta emisora que escucho por internet ya que estoy en España trabajando desde hace tres años

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.