Padre, muévete en los corazones y las mentes de las mujeres en Suiza…

Padre, muévete en los corazones y las mentes de las mujeres en Suiza, de modo que amen y protejan a sus bebés no nacidos y vean el valor de cada vida que tú creas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.